Nerea y Alvar

La boda de Nerea y Alvar fue maravillosa. Esta joven pareja decidió casarse en Siguenza, provincia de Guadalajara. Siguenza es uno de los parajes más bonitos de nuestra provincia, con el Parador, donde tuvieron lugar los preparativos y con la maravillosa finca en la que lo celebraron, la finca Siguenza.
Además, los adornos florales y el ramo los hizo Ángela, de la floristería Verdenace que como siempre nunca deja de sorprenderme con sus maravillosos ramos de novia.
Nerea estaba guapísima, tenía una mirada especial ese día y se podía respirar la complicidad que tenían entre ellos.
Espero que seáis muy felices y gracias por dejarme ser la fotógrafo de vuestra boda.